martes, 7 de febrero de 2012

La Albertina


El museo Albertina, llamado así por su artífice, es actualmente uno de los museos más importantes de Viena pero se construyó como palacio residencial y fue el duque Alberto de Sajonia, yerno de la emperatriz Mª Teresa, el iniciador de su importante colección pictórica.

El duque hizo ampliar el palacio urbano del conde Silva Tarouca, añadiendo una grandiosa ala de lujosos salones, construida por el arquitecto Louis de Montoyer, entre 1802 y 1804, en el que los muebles Luis XVI brillan en todo su esplendor sobre un suelo de parquet, que refleja toda la suntuosidad del recinto.
Admirar estos salones es una de las visitas obligadas, después de recorrer las distintas exposiciones del museo. ¡No os perdáis la exposición actual del impresionismo!
Paul Cézanne
Groupe d´arbres, ca. 1877-1880
Privatsammlung

Paul Signac
Blick auf Montauban bei Regen, 1922
Albertina, Wien
Claude Monet
Waterloo Bridge, London, 1901
Collection Triton Fondation, The Netherlands
Camille Pissarro
Peasants Working in the Fields, Pontoise, 1881
Sammlung der Triton Foundation, Niederlande






Entre los años 1895 y 1897 se remodelaron los llamados “Aposentos españoles”, porque es la única residencia permanente de la familia real, fuera de su país.
Los lujosos salones reales de los Habsburgo constan de 21 salas, divididas en dos pisos.
En 1919 fueron expropiados por la República y sirvieron como lugares de representación, depósito, biblioteca y oficinas.
Después de la segunda guerra mundial se restauraron las salas y la fachada, ofreciendo a los visitantes la magnificencia de un palacio clasicista y la importancia de sus antiguos moradores.
La colección, iniciada por el duque Alberto, consta de casi un millón de grabados y 60.000 dibujos.

En el museo se exponen los estilos de pintura de los últimos 130 años; se pueden contemplar obras desde el impresionismo francés, hasta la actualidad, pasando por el expresionismo alemán o la vanguardia rusa.
Mi estilo favorito es el impresionismo y allí, quedé extasiada con las pinturas de mis autores favoritos.
Es fabuloso este museo y sin duda su visita merece la pena.
Y a la salida se puede tomar una bebida o disfrutar de la cocina vienesa en el restaurante, situado debajo del palacio o pasear por las preciosas calles peatonales del distrito 1.
(Teresa Mª)
  • HORARIO DE APERTURA:
    De lunes a domingo:    10:00 - 18:00 horas/ Miércoles: 10:00 - 21:00 horas 
    Albertinaplatz 1
    1010 Viena   
    Telf. +43 (0)1 534 83-0
  • ENTRADA
    Adultos  € 11,00
    Tercera edad € 9,00
    Estudiantes  € 8,00
    Escolares      entrada libre
    Niños (hasta 6 años)  entrada libre

1 comentario:

  1. Es un palacio maravilloso y sus colecciones de pintura entusiasman a los visitantes

    ResponderEliminar