domingo, 13 de mayo de 2012

ZENTRALFRIEDHOF, Cementerio Central de Viena, un lugar tranquilo




¿Qué hay más tranquilo que un cementerio? Sus habitantes no alborotan, no riñen, no hablan; así que si quieres relajarte del ajetreo de la ciudad y disfrutar de un interesante paseo, acércate al Cementerio Central de Viena, Zentralfriedhof, donde reposan, entre jardines y arboledas, personajes famosos que han tenido relación con la ciudad, como Hedy Lamarr, Schubert, Beetthoven, Brahms, los Strauss.... y hasta un número considerable de gente ilustre de todos los ámbitos, donde los cuerpos yacen en sus sepulturas, pero sus obras han prevalecido a través de los tiempos.




Este cementerio central,  inaugurado en 1874, es el más extenso de Austria y uno de los más grandes de Europa. Comprende una superficie de 2,5 km2 y hay enterradas en este recinto, repartidas por secciones, unos 3 millones de personas según su profesión: músicas, artistas, matemáticas, pintoras, arquitectas, escultoras...y gente corriente.

A veces, hay recitales de jazz para honrar a estos personajes y también conciertos de cuerda que son una música de fondo para los paseantes dominicales.
Tiene carácter interconfesional, además de la sección católica, hay una protestante, otra ortodoxa y dos cementerios judíos.
La iglesia-mausoleo "Dr.Karl-Lueger-Gedächtniskirche" es una verdadera joya ya que es uno de los edificios de estilo Art Nouveau más importantes de Viena -construida en memoria del que fue alcalde de Viena a principios del siglo XX- es otro de los incentivos, junto, con las suntuosas tumbas de famosos, para visitar este pacífico recinto.

Se ofrecen visitas guiadas temáticas, duran 2 horas y cuestan unos 160€:

Tour 1: Judios, cristianos y budistas

Tour 2: Beethoven y Falco,paseo clásico
Tour 3: Grandes glorias de Viena
Tour 4: Antiguo Cementerio Judío
Tour 5: "Cuando llega la noche..." visita nocturna
Tour 6: Viena, la historia de la medicina, se recorren tumbas de médicos importantes, tanto del pasado como del presente
Tour 7: Las mujeres inolvidables y casi olvidadas
Tour 8: Asesinos, criminales, víctimas

Y ahora... ¿Cuál os apetece más?....


artículo de Teresa Mª, para elebe

¿Sabías que en la II Guerra Mundial se cultivaban allí hortalizas para calmar el hambre de la ciudad?

3 comentarios:

  1. Yo me iría al tour nocturno! Ya lo he hecho en varias ciudades y usualmente son buenísimos!
    Un abrazo ;)

    ResponderEliminar
  2. Yo no lo he hecho,pero también me gustaría... desafiando las leyendas... ;D

    ResponderEliminar
  3. Pues a mí me gusta más de día y sobre todo, en primavera, porque resulta una paisaje muy bonito, con las tumbas rodeadas de flores y plantas.

    ResponderEliminar