Ir al contenido principal

Transporte público en Viena

¿Cómo nos podemos mover por Viena? Los medios de transporte de Viena se han planificado según las necesidades de sus habitantes, por tanto son lógicas la facilidad y comodidad de sus transportes urbanos. 

Además, siguen unos horarios y son muy puntuales. Desde hace unos años incluso es posible saber en casi todas las paradas de autobús y de tranvía cuándo viene el próximo. ¡Fantástico!
Acostumbrada a tener que pasar por taquillas o barreras, es increíble que se pueda transitar de un medio a otro sin estos impedimentos.
Existe una red de metros, tranvías y autobuses, enlazados entre sí, que nos permiten trasladarnos sin ninguna dificultad.
Los billetes se compran en un estanco o en máquinas expendedoras a la entrada del metro, y también dentro de los autobuses (pero más caro). y ¡Atención, en el tranvía no se pueden adquirir!
Es divertido poder hacer trasbordo de un tranvía a otro y de éste a un autobús o metro, o incluso a un tren de cercanías. Sólo se necesita un plano de la ciudad, donde están muy clarificadas las líneas del metro y las rutas de los autobuses y tranvías.


Aparte de la fácil movilidad, hay otros factores a tener en cuenta, como la calefacción, los asientos reservados -mediante pegatinas- para personas mayores, mujeres embarazadas y personas con bebés, que pueden acceder a los tranvías y autobuses con el niño arropado en su sillita ya que disponen de un espacio amplio, donde pueden atar el cochecito mediante correas.
Para bajar al metro hay ascensores y/o escaleras mecánicas en todas las estaciones, lo que facilita el acceso al transporte para quien lo necesite.

Y otra cosa que llama la atención es que los perros pueden viajar como las personas, siempre que lleven bozal y correa. ¡Es agradable ver a estos animales, tranquilos y obedientes junto a sus amos!
Adquirir el tipo de billete más adecuado para cada uno es algo más complicado pues hay una gran variedad: sencillos, de 24, 48 o 72 horas, semanales, mensuales o incluso anuales. También los hay de un día, que son más baratos si compras 8 de un golpe, billete de para ir de compras, Vienna Card...
 
Y hablando de todo un poco, no os coléis si no queréis pasar la vergüenza de que alguno de los revisores -que van camuflados sin uniforme- os hagan bajar del autobús y os pongan una multa, para lo cual no vale ninguna excusa.
Como se ve, moverse por Viena es divertido y muy fácil.
(Teresa Mª)

Comentarios

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

La situación política-económica-social de España

Desde 2007 España está en una crisis profunda. Empezó como una crisis de economía desencadenada por la explosión de la burbuja inmobiliaria e incluye hoy en día casi todos sectores de la vida pública y privada. por Roland M.  (estudiante de español)


LA SITUACIÓN SOCIAL
La sociedad española se está empobreciendo. Hay mayor pobreza como consecuencia del descenso del umbral de pobreza. La vulnerabilidad de grupos como los niños está incrementándose. También hay un tipo nuevo de pobreza, la energética; cada vez hay más familias que no pueden permitirse pagar el recibo de la luz.
El trabajo ya no supone una salvaguarda de la pobreza. Aun teniendo un puesto de trabajo, las personas no necesariamente tienen suficiente para vivir. El impacto de la crisis sobre el empleo es tan fuerte que la población se desanima y deja de buscar un empleo. La tasa de paro se situó a finales del año 2013 en el 26%. Pero el paro baja por la caída de la población activa debido a la emigración y el envejecimiento. Ad…

El Café Central de Viena. Un café con historia

Uno de los cafés más emblemáticos de Viena es el famoso Café Central que antaño, reunía en su local a las mentes más preclaras del arte, la política y la literatura, como Freud, Trotsky, Klimt... Stewan Zweig fue uno de los asiduos, aunque no tan conocido como otros, sin embargo, en su exilio, lo que más  recordaba eran las tertulias del café, las lecturas de los periódicos de medio mundo y las revistas literarias y artísticas que se ofrecían gratis a los clientes. El café Central se inauguró en 1860, convirtiéndose en el lugar de encuentro de los intelectuales de la época.


Está situado en la planta baja del palacio Ferstel, un edificio de estilo neorrenacentista, en el distrito 1. El interior presenta el tono amarillento, simulando el color que podría tener el local debido a la emisión de humos de la gran cantidad de cigarrillos, puros y pipas que allí se consumían. Sus lámparas, sofás y retratos son un reflejo de un tiempo en que era la sede casi habitual de muchas personas que encontra…

El nivel de vida en Viena, turistas de unos días

¡¡Nos vamos a Viena de vacaciones!! pero una vez allí, ¿cómo es el nivel de vida?¿nos gastaremos mucho dinero? eso nos ha preguntado nuestra amiga Susana.  Ella tiene ya los billetes de avión para ir unos días en verano con sus dos hijos, (vuelo directo con Austrian AirlinesBarcelona-Viena, 165 € por persona) y también ha reservado un apartamento para 4 personas, a través de Oh Vienna! que le ha costado 265€ para esos días.
Queremos darle una idea aproximada…

Existe el mito de que Viena la vida es muy cara, pues la verdad es que a grandes rasgos no lo es, le ocurre,  como en muchas otras ciudades turísticas, que si te metes en el centro en los sitios más turísticos, sí puede serlo, pero si tienes un poco de cuidado, sabes dónde ir o te dejas aconsejar, apenas notarás diferencia con tu ciudad de procedencia.
En el caso de Susana, al estar en un apartamento, puede hacer los desayunos y algunas comidas en casa a precio de supermercado. La cesta de la compra en Viena es bastante razonable…